lunes, 18 de marzo de 2013

Reseña. Mis mangas: Say hello to Black Jack

Estoy emocionado. La de hoy es, posiblemente, la reseña más difícil de todas cuantas he realizado. A decir verdad, no sé ni por dónde empezar... Así que perdonadme si esta reseña resulta especialmente caótica.

¿Qué demonios somos los médicos?
¿Mantener tus principios o tu puesto de trabajo? ¿Hasta que punto hay que entrometerse en la vida de un paciente? ¿Es lícito ir contra el sistema para salvar vidas? ¿Qué hay que hacer cuando un paciente se niega a hacer algo beneficioso para su salud? ¿La sociedad actual discrimina a los enfermos? ¿Qué demonios somos los médicos? ¡He aquí el peligro de pertenecer a la élite!

Esa es la premisa con la que quiero comenzar esta reseña. Poco importa dar una sinopsis real sobre esta obra. Poco nos importa dónde trabaja, cómo se llama o por qué ha estudiado medicina nuestro protagonista. Este manga no es sobre ello. Este manga es sobre preguntas. Preguntas y respuestas para hacernos ver que el mundo de la medicina es mucho más difícil de lo que pueda parecer (y eso que, ya de por sí, parece difícil).

'Say hello to Black Jack' es muchas cosas. Es una obra humana, es una obra que te hace pensar, es un drama, es un cómic, es una forma de entretenimiento pero, ante todo, concibo esta obra como un drama ético y con una fuerte crítica social. No es una obra que te vaya a hacer reír a carcajadas (más bien, soltarás alguna lagrimilla), es una obra que te va a hacer pensar sobre las preguntas antes mencionadas y otras miles. Todo ello, además, tocando temas que se escapan de lo estrictamente médico (tanto en el panorama japonés, como en el internacional).

¿Crees que podrías cambiar algo diciéndole la verdad?
Lejos de toda la corruptela que nos muestra la serie y de la crítica a lo podrido que está este mundillo por culpa de los intereses económicos (ais, el capital...) y por culpa de lo hermético de sus hospitales universitarios, las primeras sagas no hacen más que mostrarnos una breve "introducción al caos" que vendrá después.

Así, ya en el mismísimo segundo tomo encontramos esos primeros dilemas de los que hablo. ¿hay que informar al paciente de su estado en todo momento? ¿incluso si dicha información puede afectar al estado psicológico y a la salud del propio paciente? ¿Hay que explicarle a un paciente todos los procedimientos que se le realizan a este? 

Estas primeras preguntas pueden parecer más sencillas y con menos implicaciones morales, pero tranquilos, es solo el principio. Después, la cosa se irá complicando e irá adquiriendo un carácter mucho más dramático y filosófico. ¡Este es el drama de ser médico!

¿¡Entonces quién es el asesino aquí!? ¿Es el doctor? ¿O los padres? ¿O tú mismo?
La primera saga consistente es la de la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales; ese lugar a donde van todos aquellos bebés nacidos prematuramente o que corren algún tipo de peligro por enfermedad. En este caso, se nos plantea una situación un tanto peliaguda: el síndrome de Down.

¿Qué pasa con un bebé si este es repudiado por sus padres por tener síndrome de Down? ¿Y si este puede ser salvado? ¿Y si para salvarse se necesita el consentimiento de unos padres que ya han negado a su hijo? 

Este mundo es muy cruel. Eso es lo que se pone de manifiesto en esta saga. En esta saga se ponen en solfa aspectos jurídicos, legales y éticos. Una gran saga que te dejará tocado y pensando durante un tiempo.

Si tú sufrieras cáncer... ¿Querrías que te informaran de ello? ¿Se puede saber qué es la muerte...?
No sé si fue porque es un tema que, por desgracia, he tenido muy cerca, porque está narrado con mucha maestría o simplemente porque lo merece, pero con esta saga (la Unidad de Oncología), he derramado alguna lagrimilla.

Se trata, sin duda, de la saga más dura de todas, la que más problemas plantea y la que nos cuenta la historia más bonita. Esta saga apela a los sentimientos con información sensible y algo dura. Es este quizás el 'Say hello...' más dramático: ver y sentir cómo se toma la paciente la noticia del cáncer, cómo lo hace su familia, cómo reaccionan, qué tratamientos puede y no puede tomar...

De hecho, es en esta saga donde nos toca hacernos una de esas preguntas por las que el hombre se está preguntando desde que comenzó a tomar conciencia de sí mismo: ¿qué es la muerte?  ¿qué hay más allá? ¿Hay que postergarla lo más posible? ¿Merece la pena arañar unos días de vida? 

Esta saga es brutal.

¿Crees que los periódicos dicen siempre la verdad? 
Y si la anterior era brutal, la última y más larga saga (Unidad de Psiquiatría) es, sencillamente, espléndida. Lo mejor que he tenido el placer de leer. Crítica social en estado puro. A la demagogia de los medios de comunicación, a la discriminación a la que están sometidos los pacientes de centros psiquiátricos, a los prejuicios... Sencillamente increíble.

Todo ello narrado de una manera que no te dejará indiferente, con una historia de amor un tanto especial y una serie de reflexiones que te quedarán enganchado, bebiéndote los tomos, uno tras otro.

Sencillamente no tengo palabras para describir cómo impacta, cómo abre los ojos y cómo llega al corazón esta última saga.

Vaya donde vaya, resístase al cambio:
En cuanto al dibujo, se pueden escribir ríos de tinta sobre él. Hay quien lo tilda de caricaturista y quien lo define como hiper-realista. No obstante, en cualquiera de los casos, es un estilo que le queda como un guante a la historia que pretende contar. De hecho, no soy capaz de concebir un 'Say hello...' con otro estilo de dibujo.
Por su parte, Glénat realizó con esta obra una de las mejores ediciones que he visto jamás en algo editado en España. Unas sobrecubiertas especialmente finas, impresas en un material especial (muy agradable al tacto, por cierto). Gran cantidad de páginas a color. Y una traducción estupenda, como solo Marc Bernabé y Verònica Calafell pueden hacer (destacando, por cierto, la gran labor de documentación que debieron realizar).

En resumen, una de esas obras imprescindibles para cualquier aficionado al cómic con mayúsculas. Un pedazo de seinen como la copa de un pino, capaz de transmitir en 13 tomos lo que otros no pueden en el doble o el triple. 
Por último decir que, nuevamente, me entristece pensar en lo mal que ha vendido esta obra y que no veremos nunca su continuación (New Say hello to Black Jack) en nuestro país. Una tragedia. 

Valoracion: 
Dibujo: 10
Historia: 10
Final: 10 (aunque sea final abierto, el final de cada saga es lo que cuenta)
Edición en España: 10
Duración: - (Podría durar más, pero es que de hecho, dura más y no nos ha llegado a España).
La nota de 'Say hello to Black Jack' es de:
10
(Grandioso. No se me ocurre una sola pega que se le pueda poner a esta grandiosa obra)

6 despropósitos :

Yer_Soul dijo...

Simplemente brutal este manga. Absolutamente obligado para cualquier personaje con ojos y no analfabeta. Y gran reseña, señorito.

Vhila dijo...

Tiene muy buena pinta, parece muy profundo.
Es una pena que muchos numeros ya sean muy dificiles de conseguir :S

Mefistofeles dijo...

Antes de empezar a comentar con seriedad y el respeto que se merece esta serie, decir una cosa sin importancia.
La primera imagen, ya se que has dicho que el dibujo le va como un guante y no concibes otro dibujo para esta serie, pero a mi me dices que la primera imagen es un dibujo tardío de la época de pintura negra de Goya y puede que lo creyera xD

No puedo opinar sobre la serie lamentablemente no la he leído... pero si todo va bien puede que esta semana santa pueda haber solucionado ese problema ^W^ cruzo los dedos.
Aun así, por lo que siempre te he visto comentar de la serie es fantástica en todos los aspectos. Precisamente el tima de la sanidad y las derivaciones morales que en ella y de ella surgen son temas que dan para mucho, y por lo menos la visión que me he formado viéndote escribir sobre él, es que lo hace muy pero que muy bien.

Me sorprende la verdad ver que trata el problema del síndrome de Down, eso si es curioso...

Lamento no poder decir nada más, ni explayarme recreándome en toda la entrada pero, como ya he dicho, no puedo opinar dado que no lo he leído.

Feranime dijo...

Yo me leí un par de tomos y no me gustó. Me pareció demasiado desagradable. A lo mejor le doy una oportunidad en un futuro debido a que todos lo ponéis tan bien.

Sergi dijo...

Tiene buena pinta y me llama en cierta medida, pero me da una pereza tremenda ponerme con ella.

RhapsodyRed dijo...

@Yer Gracias^^ Me ha costado muchísimo hacer la reseña.

@Vhila Merece mucho la pena todo lo que cuesta encontrar la serie.

@Mefis Muy recomendable. El dibujo es muy caricaturesco y a la vez muy realista. Eso es lo que le hace tan genial.

@Fer Este manga no es para todos. Si los primeros tomos te parecieron desagradables, no sigas...

@Sergi ¡PONTE CON ELLO!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...